¿Quieres entender aspectos claves de la periodoncia dental? Aquí lo tienes…

Posted by | febrero 22, 2017 | Periodoncia | No Comments
Periodoncia dental Madrid

La periodoncia dental ocurre cuando las encías que rodean a los dientes son infectadas por bacterias. Si no se trata, la enfermedad destruye las encías y el hueso e incluso puede provocar la pérdida de piezas dentales.

Los síntomas más habituales de esta enfermedad son: movilidad en los dientes, encías rojas o hinchadas, sangrado en las encías, sensibilidad al frio, flemones, quemazón o dolor de encías, mal sabor de boca o mal aliento, retracción de las encías o sonrisa enseñando mucha encía.

Si sufres alguno de estos síntomas, no dudes de ir a un especialista, como puede ser la Clínica Dental Dr. Prieto en el Barrio de Salamanca en Madrid,  para que pueda realizar un diagnóstico preciso de tu caso y el tratamiento más adecuado.

La predisposición genética, el stress, el tabaquismo, el embarazo, el uso de algunos fármacos o enfermedades como la diabetes son algunos de los factores predisponentes de la periodontitis.

¿Cuándo es necesario operar?

No en todos los casos es necesario practicar la cirugía periodental. De hecho, está indicada para el tratamiento de bolsas periodontales profundas (superiores a 6 milímetros). Esta cirugía permite corregir defectos óseos y mejorar la salud de las encías.

“La periodontitis empieza con bacterias presentes en la boca que está adherida a los dientes. Las bacterias se acumulan y se multiplican formando una biopelícula llamada placa dental. Una bolsa periodontal se desarrolla cuando la placa bacteriana de la biopelícula continúa acumulándose y pasa el borde de la encía. En este punto, el cuidado en casa no es muy efectivo para eliminar la placa dental. Si se deja sin tratar por un especislista, la biopelícula continuará extendiéndose por debajo del borde de la encía infectando el interior de la bolsa. Las bacterias en la placa producen subproductos que causan que el tejido blando y el duro adyacentes se degraden, formando una bolsa más profundo en el proceso. Este tipo de periodontitis avanzada puede afectar a las raíces de los dientes y éstas también se pueden infectar. Los dientes pueden quedar sueltos o ser molestos y el paciente requerirá cirugía periodontal”. Leer más

El objetivo primero de la cirugía es eliminar la inflamación. El siguiente objetivo es controlar la infección. Para ello, se procede a eliminar la bolsa a través de un surco gingival que permite controlar la enfermedad y evita que se extienda aún más. Después se corrigen los efectos producidos en la encía y en el propio hueso.

Una vez que la infección esté controlada y el especialista está seguro de que no se volverá a reproducir, es el momento de iniciar la regeneración, en caso necesario, de las zonas dañadas, por ejemplo, de las piezas dentales.

¿Cómo podemos prevenir la periodoncia dental?

Sin duda, una buena higiene bucal es fundamental. Todas las medidas de prevención deben tener como objetivo la eliminación de la placa bacteriana o sarro, que es el principal responsable de la periodontitis.

Para ello, nuestra arma fundamental es el cepillo de dientes. Es importante cepillárselos al menos 2 veces a día usando preferiblemente un cepillo suave ya que son más eficaces para eliminar la placa.

Los cepillos pierden su eficacia a la hora de eliminar la placa con el desgaste. Por lo que en cuanto las cerdas del cepillo estén abiertas, hay que cambiarlo.

También el uso de hilo dental al menos una vez al día disminuye el aumento de placa dental en espacios interdentales, donde el cepillo no llega. Según Mapfre, “la utilización de cepillos interdentales y de aparatos que irrigan agua a presión pueden suplementar las técnicas de higiene. Aunque estos irrigadores no remueven la placa, pueden, sin embargo, eliminar los restos de comida favorecedores de formación de placa. 

El último pilar, y no por ello menos importante en la prevención, son las visitas periódicas al dentista para vigilar la salud de nuestras encías. El odontólogo determinará si son necesarias y con qué periodicidad las higienes orales o tartrectomías. Esta medida evitará la aparición de la periodontitis completando así su profilaxis”.

La periodoncia dental no es algo para tomarse a la ligera. De hecho, se calcula que el 80% de la población lo sufre en algún grado aunque pocos son los que le prestan la atención que se merece. Sobre todo, porque no es dolorosa hasta que realmente está muy avanzada.

Como hemos mencionado, una buena higiene bucal y visitas periódicas al odontólogo son imprescindibles para queremos prevenir cualquier enfermedad periodontal.  

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies